fbpx
Novedades

Alavés cambió su escudo para su centenario

El 23 de enero de este año arrancaba la cuenta atrás: solo 365 días separaban al Deportivo Alavés de cumplir los 100 años de historia. El Deportivo Alavés es su afición, es esa gente que con orgullo luce los colores y el escudo de un club que se ganó a pulso el derecho de ser reconocido como el ‘Glorioso’. Era finales de los años 20, cuando una institución que apenas contaba con 10 años de existencia se convirtió en el primer club que ascendía a la Primera división. Por aquel entonces una bandera albiazul sobre un mástil dorado era el símbolo del equipo. Desde aquel momento, un total de 8 modificaciones más han redefinido el escudo del Glorioso a lo largo de sus casi 100 años de historia.

El Alavés rediseña su escudo y da el pistoletazo de salida a su ...

Una apuesta por la evolución, respetando la esencia del pasado del Alavés

El Club de Paseo de Cervantes nunca ha evitado adaptarse a los cambios que el paso de los años impone sobre la sociedad. El Deportivo Alavés es una marca asociada al fútbol de élite, un club asentado en LaLiga Santander que año tras año lucha por reinventarse. Fruto de ello, y coincidiendo con su centenario, redefinió la imagen corporativa de la institución. Una apuesta por la modernidad y la historia que simbolice lo que este club significa (y ha significado) para su afición.

A finales de los 90 fue cuando se llevó a cabo el último de los más notables cambios del escudo del Glorioso. Una modificación que a día de hoy genera complicaciones en sus diferentes aplicaciones, tanto físicas como digitales.

20 años después de aquel cambio, y en la antesala del centenario, ha llegado el momento de apostar por una nueva evolución del símbolo del alavesismo que sea fiel al momento actual y que no deje de lado la tradición de un club histórico.

Un nuevo escudo versátil y moderno con un guiño al original

En esta redefinición de la imagen corporativa se ha apostado por una forma esférica perfecta que permite enmarcar todos los elementos que compondrán el escudo. De esta manera se evita que las letras se pierdan en los fondos y que el banderín, elemento principal, descentre las composiciones.

Se ha respetado el icónico banderín, al que se sigue dotando de gran protagonismo, y se ha querido hacer un guiño a un sello circular que utilizaba la institución en el año 1923. Se ha optado por simplificar el cromatismo, apostando únicamente por los colores blanco y azul que representan a la institución.

Además, la nueva apuesta del Club permite contar con 3 expresiones distintas de la marca. Un modelo por el que ya están apostando otras marcas a nivel mundial y que permite una variedad muy amplia de aplicaciones y soluciones virtuales.

El Deportivo Alavés está cada vez más cerca de la ansiada temporada de su centenario. Solo un evento de tal magnitud podía ser el momento idóneo para redefinir el símbolo que representa a todo el alavesismo.